viernes, 13 de enero de 2012

La curiosidad mató al gato

La curiosidad mató al gato, suele ser un buen refrán el cual pocas personas hacen caso (incluyendome) Muchas veces por querer saber más destruimos aquello que estaba envuelto en el misterio, desapareciendo la magia, y otras veces por querer saber más, terminamos decepcionandonos por completo de algunas personas.

A mi parecer, la curiosidad no es del todo mala. Te hace abrir los ojos en distintas situaciones, te hace evitar seguir haciendo el papel de “estúpido” con una persona que ya no merece tu cariño, porque ahora alguien mas se lo da (pero tu no lo sabias) he insistías, tenias sueños, y un sin fin de planes a su lado, aun quedaba algo de esperanza en ti, pero la curiosidad te las mato por completo, al darte cuenta de que las cosas no eran exactamente como a diario lo imaginabas.

-La casa de una mariposa

3 Turistas californianos:

Aprendiz de escritora♥ dijo...

Completamente cierto(:

Miss Independent dijo...

Pero ser demasiado curioso a veces te juega malas pasadas... hay cosas que es mejor ni saber.Precioso blog
Pasate: www.independencelady.blogspot.com

Ania Jorge Carrasco dijo...

Me gusta mucho tu blog, te sigo, si no es mucho pedir pasate por el mio y me dices tu opinion y si te gusta me sigues, un besoL
http://welcometomyworldofdream.blogspot.com/

Este texto tendra el cursor hand